miércoles, 22 de diciembre de 2010

JESUS NO ES COMO LO PINTAN

Será tiempo o no, de hablar de ello, pero ahora me doy cuenta y lo escribo.
No me gusta la imágen de Jesús.
Cuando recibo correos, y son tan bonitos, pero luego llevan el "rostro" de Jesucristo.
Y no es herejía, je, era algo que me molestaba en lo interno y en mi otra voz, me regañaba, ¿ es que no quieres a Jesús? sí lo quieres, ¿entonces por que te disgusta?
Acabo de descubrir por qué, porque considero que Jesús es espíritu, para mi básicamente. Y luego, no nos consta la imágen del rostro de El. Además, es beeellloooo, con el concepto de belleza X, ojos claros, pelo ensortijado largo, barba, para la representación varonil, alto, para simbolizar preeminencia, si lo hicieran hablar, claro, sería la voz mas ronca y sexual que encontráran. Y, ¿ cuando lo han visto representado sonriendo? nunca, riendo, menos, ¿ es que tan grave era?

Otra cosa, se utiliza poniendole expresiones, unas miradas con las que el autor quiere manifestar amor, compasión; pero una mirada, de lástima por uno, no es un amor alegre, es un amor lleno de tristeza, desde luego, por la pena que le damos nosotros los pecadores perdidos, Y NO ES LA MIRADA DE DIOS, es lo que PIENSA, un pintor, que debe manifestar esa mirada.
Entonces, si tuviese en frente a Dios, no sería ese Jesús mirandome así, si tuviese un cuerpo, un rostro, acudiría a mi encuentro, iríamos a encontrarnos, con una sonrisa alegre, como cuando cualquiera ve a su mejor amigo, al hijo pródigo, al hijo, sencillamente, con una enorme sonrisa, con un abrazo para dar y recibir, con la sencillez del grande, realmente grande, no con lástima, conmiseración, pena, y todo eso que leo en los ojos que le pintan.
Si Dios tuviese un físico,llamaría la atención por alegre, atraería por su aura enorme de amor, convencería con su sola presencia y encanto, porque nos sentiríamos aceptados por El, amados como jamás hemos sentido en otro lugar. No nos daría verguenza al notar esa miradita que dice : Mira nomas hijo que has hecho de tu vida, estas hecho un desastre y rollos por el estilo, porque El no tendría esa mirada.

¡VIVA DIOS, VIVA JESUS, VIVA EL AMOR QUE DIOS ES Y VENGA A NOSOTROS PARA SER TRANSFORMADOS HACIA TODO LO QUE EL AMOR SIGNIFICA!
Imposible pintar a Dios, a Jesús, por algo es el Innombrable y no debió ser representado.

7 comentarios:

saiz dijo...

Así es, Blanca. Ningún evangelio ni carta de los apóstoles describe a Jesús. No dicen si era alto o bajo, delgado o gordo, rubio o moreno... Seguramente eso no importaba nada, y por eso nadie nos lo dejó dicho.

saiz dijo...

PD: Feliz 2011, el año en que seguiremos en contacto.

Aquí me quedaré... dijo...

Blanca, feliz entrada al nuevo año.

Ya tiré la botellita al mar.
Fue bonito, muy bonito.

Seguiremos en contacto, claro.

Besos, besos

Blanca dijo...

Hola mis amigos.
Espero que tengan felices espectativas para este año 2011 porque las veremos cumplidas.
'La naturaleza se confabula para lograrlas'
Que bien lo de la botella, Aqui, supongo que escribiste al respecto en tu blog, iré a verlo.
Mientras llevemos a Dios en el corazón, no debía importar, y ya ves, su imágen atrae o rechaza y hasta ha sido tema de polémica en algunas ocasiones.

Un abrazo a cada uno, y uno en bolita para nosotros tres eeeeeeeehhhh.

Anónimo dijo...

Il semble que vous soyez un expert dans ce domaine, vos remarques sont tres interessantes, merci.

- Daniel

carmeloti dijo...

Me gustó esta entrada...

Realmente es de un desconocimiento total pintar a un Dios afeminado, con ojos claros, y pelo recien salido de la pelu, de lo más cool.

Resulta que es nazareno, causualmente poco rubios, altos y de nariz perfecta hay en esa zona del planeta. Si señora judio, con nariz aguilareña, con ojos oscuros y normalmente pequeñitos y vivos, nada que ver con las representaciones actuales.

Por otro lado las miradas de tristeza, de amor maternal esas deberian dejarlas para la Madona. Porque el mismo que se entrega por amor, explota en furia en el templo a ver los traficantes de la necesidad y el comercio con el perdón y las expiaciones de la culpas con tributos monetarios.

Ama y corrigue, nada de miradas languidas.

Mil besos

Blanca dijo...

Esooo, gracias Carmeloti.
Gracias.